1.10.14

Libros electrónicos V.S. Libros en papel, ¿Debería existir esa disputa?

La tecnología avanza a pasos agigantados, desde la creación de la imprenta, la máquina de escribir y en las últimas décadas el computador, el celular y demás avances tecnológicos que han logrado poner el conocimiento designado a unos pocos al alcance de la sociedad en general.
Ya no solo hablamos de libros de narrativa y poesía en formato electrónico, también de comics e incluso audiolibros que fácilmente se pueden bajar o incluso escuchar en Youtube para comodidad de personas que recién ingresan a la lectura o quienes tienen algún impedimento para leer en papel.
Los libros electrónicos o Ebooks no deberían ser una amenaza para los libros impresos o como algunos los llaman: analógicos, deberían  ser herramientas de expansión para el autor. Un escritor no muy reconocido a nivel mundial podría publicar su texto en papel y también en digital para alcanzar a más lectores en lugar de enfocarse solamente en los de su ciudad o país. Muchas editoriales  pequeñas se han dado cuenta de que los ebooks más que un impedimento es una  herramienta así como lo fue la imprenta en su momento para expandir el conocimiento.
Al no ocupar espacio físico y en lugar de eso estar almacenados en el computador, Ipad o tablet se facilita obtener una gran cantidad de textos a diferencia del libro en papel que para un gran lector podría ocupar gran parte de su morada.
Los libros electrónicos son más baratos, eso no quiere decir que el lector pierda categoría por adquirirlos sino que al contrario puede obtener mayor cantidad de conocimientos con menos cantidad de dinero.
Libros impresos los seguirá habiendo y depende de cada uno de nosotros equilibrar la lectura de libros análogos con libros digitales como autores y/o lectores pues el simple hecho de abrazar un tipo de lectura y renegar el otro no nos ayuda en crear nuevos lectores sino en ahuyentarlos en una lucha que debería ser una sola: expandir conocimientos y viajar con poemas y narraciones extraordinarias mas allá que las películas puedan llevarnos.
Uno de los puntos a destacar del ebook es que se facilita la comunicación con el autor. El lector y el autor pueden tener una fácil comunicación entre ellos mediante las redes sociales y así no sentirlo tan inalcanzable como en otras épocas.
Si bien los libros electrónicos tienen desventajas como la perdida de ese olor especial de un libro recién adquirido y el tacto del papel también tienen ventajas muy destacables que editoriales tanto grandes como pequeñas deberían aprovechar en especial en Latinoamérica donde hay grupos de jóvenes que se están alejando de forma preocupante de la lectura porque para ellos simplemente no es “suficientemente entretenida”

Aplicar una unión entre libros digitales, audiolibros y libros impresos es una unión necesaria para expandir no solo conocimientos sino aquella pasión por la lectura que nos hizo descubrir Narnia en un closet de nuestra casa o que un simple anillo podría ser aquel único que debía ser escondido de Sauron.