21.5.10

He perdido...

La inspiracion se me ha escapado. Ya no escribo como antes.
Por un tiempo la musica y sus compases de rock y pop me inspiraban a escribir, a veces era el silencio absoluto y los ultimos años dos muchachos y una muchacha se habian vuelto mi inspiracion para cuentos, novelas y fotos pero poco a poco ellos se fueron distanciando, alejandose de mi, mis caricias y mi cuidado mientras exigian que "no me metiera en su vida" y asi esos amigos menores a mi a quienes consideraba mi familia y en especial a mi modelo y amigo mas querido a quien solo llamare Jordy se fueron alejando.
No todo se habia perdido, el mas joven, Anthony regreso y mis padres siempre estaban cerca mio pero ya nada era como antes, la oscuridad de las pandillas y el manipulador fantasma de la adultes tomaron forma al igual que los problemas economicos de mi lado y el egoismo de ellos en especial del Jordy, ahora estoy solo y luego de tantas lagrimas y sangre derramada(si, sangre aunque se escuche emo de mi parte) he vuelto a estar solo y con limitada inspiracion a la cual me aferro como un maldito salvavidas.

Leo, escucho musica, escribo unos parrafos de novelas inacabadas o de guiones para comics, me quedo sordo, me quedo cojo y luego de todo ello derramo una lagrima que solitaria recorre mi mejilla para caer en la almohada de turno, mis antiguos camaradas y amigos han desaparecido ya ni a ellos puedo recurrir para encontrar consuelo, se han vuelto egoistas, han hecho su vida, no los culpo es la maldicion de la humanidad, "hacer su vida"
Yo prefiero hacer mi muerte, pasos mis dias escribiendo, creando a pesar de que tal vez nunca sea completamente escuchado, con la esperanza de una caricia, un abrazo, un beso, tal vez uno eterno. 

Ahora me encuentro sentado en un cyber cerca de la U. ya estoy en segundo año de periodismo pero aquello que me hubiera fascinado ya no lo hace tanto como antes solo se ha vuelto una obligacion una maldita obligacion la igual que ser educado y usar ropa interior limpia, no se algunos llaman vida a lo que tengo, yo prefiero no llamarla, que ella me llame a mi, por el momento regresare a mi casa a derramar esa solitaria lagrima diaria que ya toca a ver si algo nuevo se presenta en este mundo de mentirosos y tacaños.